Van y vienen

jueves, 4 de septiembre de 2014

Maldito


Tristemente feliz
o
felizmente triste
no es así, ni lo será.
El alcohol desinfecta las heridas,
las limpia,
pero no las borra.

-mi intención no es borrarlas-

Entonces voy a beber un whisky,
voy a sentarme en un rincón oscuro,
y mientras fume la muerte
en forma de cigarrillos,
recordaré a todas
las mujeres
hermosas
que crucé
un dia
gris.
A las que crucé un dia de sol
las voy a recordar cuando
las noches estrelladas
dejen mostrarse
un poco mas
lunaticas
para
mi.


No hay comentarios: